EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

 :: Otros :: Otros :: Partidas de Rol

Página 5 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por kiram el Miér Abr 23, 2008 4:21 am



Hanako Kitano
Marvin Sloane
Saliendo pitando de Central Park

Corren como alma que lleva el diablo, están llegando a la boca del metro cuando ven que uno de los coches patrulla destroza al otro, y por la ventanilla aparece una chica joven que insta a los demás a que se metan en el coche. El nuevo, que parece que quiere ayudar, dice algo, pero no le oigo... Dana y Joe entran en el coche patrulla, y Micaela y Theo en el otro.. Salen disparados.
A Hanako no le cuadran las cosas, algo más pasa... ¿Polis disparando a otros polis? Por primera vez se preocupa, puede que Ellos sean más poderosos de lo que parecen, o puede que todo esto no tenga nada que ver... De una cosa está segura, la cinta contendrá las respuestas a todas sus preguntas. Sólo espera llegar al piso con tiempo para verla e ir a Rock-Tv.
Ella mira a Sloane, que observa lo que pasa de hito en hito, parece ser que no lo entiende... pero no hay tiempo para hacerse preguntas, para dudar. Coge al profesor de la mano y siguen hacia la boca del metro. Tras unos matorrales aparece un mendigo, le saca un cuchillo y balbucea algo así como Chinita...el bolso... Ella sonríe. Con la mano que le queda libre golpea. Primero en el antebrazo, un pellizco y suelta el puñal... Luego la parte inferior del hombro, el brazo le cuelga como si se hubiera desconectado del resto del cuerpo. Y tan rápido como el viento, dos pellizcos más en ambas partes del cuello y cae como un saco. Siempre lo había dicho su maestro, el cuerpo humano es fuerte, pero si sabes donde apretar, qué presión ejercer...
Marvin la mira, parece sorprendido...
-Oh vamos amigo, no le hecho nada, dentro de un rato se le pasará y podrá seguir atracando a mujeres indefensas...
No hay tiempo, oye el chirrido de los neumáticos de los dos coches, el batir de un helicóptero... Chica, esto es más gordo de lo que creías...¿Porqué no te quedaste en casita? Sin soltar al profesor, se internan en el oscuro pasaje de metro... Cree oir estática de radio...
Mierda
avatar
kiram
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 172
Edad : 36
Localización : LPA
Fecha de inscripción : 02/04/2008

Ver perfil de usuario http://www.kiram.es

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por DenbroughMcClane el Miér Abr 23, 2008 6:10 am

Theo Howlett

Micaela Estévez


En el interior del coche destrozado

Mientras acelero con todas mis fuerzas, Micaela se pone a llorar, le esta dando un ataque de ansiedad, o de histeria, no lo se, pero se ha quedado bloqueada, mierda, ahora no, has sido fuerte todo el rato, tienes que... ¡joder! No puedo distraerme ni un momento, casi aplasto un cadáver, vale que están muertos, pero estos pobres infelices ya han tenido bastante castigo por hoy, disparados, quemados... no creo que a sus familias les haga mucha gracia que sumen ademas "fue atropellado post-mortem" y ver su cabeza abierta como una lata aplastada por la mitad... tengo que concentrarme en lo que tengo delante, lo siento Micaela, descansa, yo me ocupo de todo, vamos a salir de esta...

Dana: -¡En Rock TV a las 7, como dijo Kitano! - La oigo gritar desde el otro coche, claro, tenemos que llegar con tiempo suficiente, vale, ningún problema, no me apetece tener el tiempo pegado al culo ni a estos cabrones, por cierto, ¿Kitano? ¿Así se llama la japonesa? Bien, otra cara con nombre por fin, me cae bien, me ha salvado el culo, creo que todos los que me salven a partir de ahora serán mis amigos

Sigo apretando el acelerador, voy junto al coche de policia, y entonces la chica que nos ha gritado antes, atraves del altavoz me dice - ¡¡Atraviesa recto como un disparo todo el parque hasta la boca del metro de la línea 23!!! - ¿Atravesar el parque para meternos directos al metro? ¿Esta loca o que le pasa? Ese tipo de plan solo puede ser idea de alguien como... ¡como YO! Joder, es una autentica locura, pero tiene que funcionar por cojones, es una locura tan grande que solo puede ser considerada como una genialidad... solo espero que el metro no nos arroye... ¡¡Alla vamos!!

Acelero cuanto puedo, cambio de marchas instintivamente, apenas se nota que mi mano ha pasado, el corazón me va a cien, mi pulmón derecho esta haciendo horas extra para compensar el izquierdo, el cual me arde, la herida vuelve a sangrar, me estoy forzando mucho, pero maldita sea, si no consigo llevar este coche hasta Rock-TV entonces estar sano no servirá de nada, porque acabaremos muertos, no pienso dejar que le pase nada a Micaela. Adelanto al coche de poli y paso por delante de ellos, voy marcando el camino, seguramente tendrán suficiente preocupación con ocuparse de los otros coches de polis, asique simplemente que me sigan, soy bueno conduciendo, puede que la herida y el cansancio me hagan ser un poco mas lento, pero con el subidon de adrenalina que llevo no puedo fallar...

Justo delante de mi hay la primera fila de arboles, tengo que concentrarme, un mal giro y acabaremos todos empotrados contra un arbolucho, volando por los aires y llenos de plomo de esos cabrones con ganas de acribillarnos... ¡¡¡Vengavengavengaaaaaa!!!
avatar
DenbroughMcClane
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 147
Edad : 30
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Miér Abr 23, 2008 6:42 am

Joe Rockatansky

Central Park

Odio estas medicinas. Me dejan embotado, entumecido, dolorido, en resumen, hecho una puta mierda. Santo Dios, la gente está pegando gritos a diestro y siniestro, incluso aparece un tipo nuevo de entre la nada que ya de entrada no me ha gustado nada. Claro que quizá sea buena persona, como Theo, que hace unas horas era un gilipollas y ahora... Bueno, sigue siendo un gilipollas, pero me cae mejor. Sea como sea, ni confiaré ni despreciaré al desconocido... Algo me dice que ya lo he visto...
Con la mirada turbia consigo discernir un coche patrulla viniendo hacia nosotros. ¡Aleluya! No entiendo qué cojones están diciendo, pero en cuanto vean mi placa me llevarán a casa y me darán un buen filete para cenar, a la mierda el colesterol...
Espera, espera, quieto un momento... Conozco todos los procedimientos de acción, y éstos no vienen para explorar el terreno. La forma en la que maniobran es más propia de... Oh, joder... ¡Es propia de putas redadas anti-droga!
Sin previo aviso, un nuevo coche patrulla golpea al anterior y después un fogonazo, seguido de un estruendo. Acaban de reventarlos con una escopeta... Y el que lleva la escopeta, joder, no puede ser. Éstas pastillas me hcen alucinar más de la cuenta. No puede ser Kenneth.
Oh, Dios bendito, sí, es él. Me hace señas para ir junto a él. Entre todo el bullicio, Dana, la desconocida que me ha ayudado (debo recordar recomendarla para que le den una medalla tanto a ella como a la china, joder, y otra para Theo y Micaela, qué menos), me ayuda a acercarme a ellos.
Dana: Joe, parece que han venido a buscarte ¿son amigos tuyos?
Joe: No, chica, son putos Ángeles Salvadores del Señor, eso es lo que son...
Me mira raro, no es de extrañar, un poli viejo mal afeitado cubierto de sangre y sudor con la cabeza medio ida y el corazón hecho una piltrafa... Con que confie en mí unas horas más, me vale, no voy a exigirle más, la verdad.
Joe: Vamos, el negro ya me ha salvado el culo un par de veces...
Y que conste que digo "negro" como adjetivo descriptivo, seré un viejo anticuado, pero no un racista. La de negros, chinos y latinos que me han ayudado en el cuerpo y fuera de él (Micaela, sin ir más lejos).
A duras penas, subo al coche, acompañado por Dana, y veo a otra chica dentro, supongo que será Erin, a quien dejé abandonada (si es que se puede abandonar a una completa desconocida) cuando lo de Lillith. Joder, no sé qué coño pasa hoy, pero el mundo se vuelve loco y no paro de verme rodeado de auténticos bellezones. Primero Micaela, luego la china, Dana y, ahora, Erin. ¿Qué tiene el Apocalipsis que hace que todas las tías buenas de la puta ciudad se reunan en el mismo jodido sitio?
Kenneth: Joe y compañera. ¿Estais los dos armados?.Lo digo por que vamos a jugar a un juego. Diré el código de un coche patrulla y todos disparamos al conductor de dicho coche.
Y después dicen de los video juegos...
Joe: Se llama Dana. Y, por lo que a mí respecta, llevo dos putas pistolas hasta arriba de balas y un cargador en el bolsillo.
Le enseño las dos pitolas y no saco el cargador porque no tengo otra mano.
Joe: Supongo que todos estos polis son falsos, ¿no? Como los de mi piso. Porque si no es así, cuando acabe toda esta locura te meteré una bala entre las cejas, ¿estamos?
Entonces, simplemente, arranca. La adrenalina corre por todo mi cuerpo, parece que es la única forma de despejarme la mollera, se me ha endurecido con los años...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Miér Abr 23, 2008 9:29 am


En la improvisada base central de la policía. Montada en el estadio de los Raptors.

Jefe de Policía Brockobith: No seas loca, maldita sea, ven aquí y alejate de esa gente. Esto es muy gordo, os estamos siguiendo con 3 satelites y los SWAT van hacia vosotros. Baja del coche y -tzzk- ¡¡¡Maldita sea me a colgado!!!

El viejo jefe de policía sa pasa la mano por la cara, arrastrando las arrugas de su frente como olas del mar. Quiere a su hija con locura, pero también a su país. Esa misma mañana había recibido una llamada desde el mismísimo telefono rojo, el mismo presidente de los estados unidos le había dicho que la estabilidad de la nación y del mundo entero dependía de que una periodista y la información que llebaba con ella no vieran la luz. Si eso sucedía se desataría la locura, habrían suicidios en masa y la gente perdería la esperanza. EEUU, su país, su patria, no sería más que cenizas para cuando ese segundo sol llegara a la tierra.

Le habían dado todo el poder de cuestionar todas las comisarías de policía para obtener rápidamente resultados. Había mandado policías con la orden de disparar a cualquiera que ayudara a esa tal Micaela. Policías decentes matando inocentes para conseguir una maldita cinta... Había creado una tormenta de dimensiones bíblicas para hacer naufragar a un pequeño barco, y ahora veía que su hija navegaba en el.

Y ahora tenía que elegir... su hija o su pais.
Todos los policías de alrededor lo miran preocupados.

Jefe de Policía Brockobith: Todos a trabajar de una jodida vez, ¡¡tenemos muchas cosas que hacer!!


Última edición por ElUltimoEnMorir el Miér Abr 23, 2008 4:42 pm, editado 1 vez
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Darocal el Miér Abr 23, 2008 12:25 pm


Dana Rodson
Siento tiroteada en el coche.

Vamos dando tumbos por el parque en dirección a la boca de metro siguiendo a Theo, que conduce como un loco esquivando los cuerpos que el gigantón ha matado. Nosotros no le vamos a la zaga, al estar en la cola tenemos más cerca anuestros perseguidores.
Oigo una ráfaga de disparos y al instante percibo unos impactos en el coche.
Saco el arma que me dio Kitano y me agacho junto a Joe, que me mira con tono serio.
-No es que me importe viendo las circunstancias, pero ¿tienes licencia para eso?-joder Joe, no me toques las narices, que estoy de tu lado, no te pongas tiquismiquis ahora.
-Si te refieres a si tengo licencia de armas, sí, la tengo.-pero no de esta arma.-Y tú, ¿estás en condiciones para otro tiroteo?
-Creo que podré vaciar un cargador antes de estirar la pata...-suspira y añade socarrón-Es broma, si el corazón no me falla, intentaré subir mis récords personales. ¿Preocupada?
-En realidad no.-le sonrío y le guiño un ojo de forma picantona, en parte para relajar la tensión y en parte porque me cae bien este viejo cascarrabias.-Es por saber dónde hay otra arma disponible, si palmas no creo que te importe que la coja ¿no?.-otra ráfaga impacta en el vehículo, uno de los cristales cae hecho pedazos.-Sólo espero que aguantes hasta que lleguemos al metro, allí no tendremos que preocuparnos de disparar a nadie.
Joe me sonrie y contesta bromeando.
-Bueno, pues entonces cuida de ésta-se abre la chaqueta y me muestra el arma que lleva enfundada en la sobaquera, después añade con cariño-Se llama Joyce, y lleva conmigo demasiados años como para que se quede tirada por ahí.
-Yo me encargo.-sé lo importante que puede ser un objeto para alguien-. Pero no sé qué manía teneis los hombres de ponerle nombre de chicas a las armas.-hago más amplia la sonrisa y recuerdo que me llamó "Holly" cuando despertaba tras su desmayo.-Espero que Holly no tenga celos.
Al momento la sonrisa picarona de Joe se borra de su cara ,parece haber envejecido 10 años de golpe, su mirada se vuelve turbia durante un momento mientras compruebo que he metido la pata.
-Holly... No estará celosa.-dice mientras suspira y se hunde en el asiento.-Ella... Ella... Un borracho hijo de puta se la llevó por delante, se la llevó de mi lado... Hace unos años... Cuando todavía me funcionaba bien el corazón. Creo que fue por ella por lo que se me rompió...
Pobre Joe, la tuvo que querer mucho. Me quedo durante unos segundos callada sin saber qué decir, compartiendo este momento de intimidad.
-...Joe... lo siento, no lo sabía, perdona por habértela recordado, es que-¡BANG! una bala impacta a pocos centímetros de mi cabeza y sale rebotada hacia el techo.-¡Joder!- me levanto y disparo sin mirar casi a dónde apuntar y me pongo a gritar-¡Es que no puede una ni tener un momento de tranquilidad!
Vuelvo a disparar apuntando al coche que se acerca cada vez más a nosotros, pero en el momento de apretar el gatillo el coche pega un brusco bote y el disparo sale lanzado hacia el cielo.
-¡Mierda de día!
-grito mientras vuelvo a agacharme junto a Joe.
avatar
Darocal
140% Hombre Lobo!
140% Hombre Lobo!

Cantidad de envíos : 82
Edad : 39
Localización : Alcala de Henares, Madrid
Fecha de inscripción : 02/04/2008

Ver perfil de usuario http://alcalafoto.es.kz

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Jue Abr 24, 2008 1:15 am

Joe Rockatansky


Dana Rodson


Central Park, en el coche de Kenneth

Kenneth se gira hacia mí, algo socarrón, y me dice, entre fuego enemigo:
Kenneth: Las placas de esos tios son tan reales como las balas que disparan. Aparte de eso creo que los dos únicos polis de verdad que quedan en esta maldita ciudad van en este coche.
Tranquilizante es, desde luego, incluso hasta halagador. No me gusta disparar a polis, no quiero hacerlo, sería fallar no solo a mí mismo, sino a todo el puñetero cuerpo de policía entero. Un poli tiene familia, un asesino de polis, sencillamente, no merece tener una. Y, desde luego, la familia de un asesino de polis, en caso de existir, está mucho mejor sin él.
Para tener una bala en el cuerpo (¿o le atravesó limpiamente? Debería preguntarle cuando vuelva a verle...) Theo conduce de miedo, esquivando cadáveres. No se si lo hace por consideración a los difuntos o porque conoce los riesgos de pasar sobre un cuerpo humano. Contrariamente a lo que sale en las película, el impacto de un hombre contra un coche puede ser suficiente para descalabrar un jodido coche entero...
A mi lado, Dana se acomoda en el asiento. Todavía no sé absolutamente nada sobre el nuevo grupo, y mira que ya sabía poco respecto al anterior.
Joe: No es que me importe viendo las circunstancias, pero ¿tienes licencia para eso?
Es un vieja manía de los viejos tiempos. Los malos tiempos. Los tiempos del todo o nada. Que parecen volver por segundos.
Dana: Si te refieres a si tengo licencia de armas, sí, la tengo. - entonces, simplemente, espero que seas endiabladamente buena usándola, porque no podemos perder ni una puta bala... - Y tú, ¿estás en condiciones para otro tiroteo?
Touché. No soy el más indicado para hablar de destreza con las armas visto mi condición.
Joe: Creo que podré vaciar un cargador antes de estirar la pata... - malos pensamientos, viejo, suspiro para aliviar tensión. Lucy siempre me dijo que el humor era bueno para hacer amigos, vamos a ver qué tal se me da - Es broma, si el corazón no me falla, intentaré subir mis récords personales. ¿Preocupada?
Dana: En realidad no. - me sonríe guiñándome un ojo, algo me dice que es mejor persona de lo que aparenta, tengo una buena corazonada - Es por saber dónde hay otra arma disponible, si palmas no creo que te importe que la coja ¿no? - una nueva ráfaga de disparos impacta contra el coche, me cago en la puta... - Sólo espero que aguantes hasta que lleguemos al metro, allí no tendremos que preocuparnos de disparar a nadie.
No puedo evitar sonreír. Me cae bien. Conocí a una chica en comisaría, una novata que estaba de prácticas, que tenía la misma jovialidad e ímpetu que Dana. Opositó a sargenta y no volví a saber de ella. Espero que esté bien...
Joe: Bueno, pues entonces cuida de ésta. - le muestro la pistola de mi sobaquera, una fea palabra para lo que significa - Se llama Joyce, y lleva conmigo demasiados años como para que se quede tirada por ahí.
Dana: Yo me encargo. - es bueno saber que mi pequeña no caerá en el olvido demasiado pronto - Pero no sé qué manía teneis los hombres de ponerle nombre de chicas a las armas. Espero que Holly no tenga celos.
Tocado y hundido. El dedo entero en la llaga. Me hundo en mi asiento. Como cada vez que la recuerdo, pierdo la fuerza en todo mi cuerpo. No es culpa suya, desde luego sería un cabrón y un cretino si me enfadase con ella. A fin de cuentas, no llevo mi biografía en la frente.
Joe: Holly... No estará celosa. Ella... Ella... Un borracho hijo de puta se la llevó por delante, se la llevó de mi lado... Hace unos años... Cuando todavía me funcionaba bien el corazón. Creo que fue por ella por lo que se me rompió...
No sé por qué me sincero tanto, si no pude hacerlo con Riggs, mi mejor amigo. Supongo que veo cerca mi fin y necesito ponerme en paz con el mundo. Mejor soltar toda la mierda aquí que llevársela al otro mundo, el Señor me tenga en su Gloria...
Dana: ...Joe... lo siento, no lo sabía, perdona por habértela recordado, es que - ¡BLAM! ¡Joder, casi le revientan la puta cabeza! - ¡Joder! ¡Es que no puede una ni tener un momento de tranquilidad!
Dispara con furia contra el coche M16, de la comisaría de SuPutaMadre, que intenta embestirnos. A causa de un maldito bache, erra el tiro. Aún así, no se ha alejado mucho del blanco.
Dana: ¡Mierda de día!
Sin pensarlo dos veces, quizá ni una, abro fuego contra el puto coche. Jodidos cabrones. Que es jodan, que os jodan a todos. ¡Iros al Infierno!
Y segundas más tarde contemplo atónito cómo, ya sea por haber liquidado al conductor, o porque éste se ha puesto nervioso con los disparos (no he alcanzado a ver una mierda), el coche M16 da un bandazo y se estampa contra un árbol. Dios santo, el copiloto ha atravesado el parabrisas y tiene la cabeza abierta como un melón maduro...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por nekroraptor el Jue Abr 24, 2008 4:23 pm



definitivamente esta gente no se fia de mi, pero debo seguirlos para conseguir el ojeto que lleva el profesor, por suerte se han separado y el profesor sigue corriendo con la amarilla, mejor, así será mas facil, menos objetivos a derribar, vo a tener que seguirlos, con el jaleo que hay montado no creo que se den cuenta, han pasado de mi desde que llegué.

¡Joder! ¡¿que ha sido eso?! esa tía ha derribado al tipo de la navaja casi sin despeinarse, voy a tener que tener a mano mi pistola y recortada, tener que estar precavido, parece que se dirigen al metro... esto se pone negro
avatar
nekroraptor
Administrador y Jefe Supremo
Administrador y Jefe Supremo

Cantidad de envíos : 130
Fecha de inscripción : 11/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Darocal el Sáb Abr 26, 2008 8:50 am




Dana Rodson
Joe Rockatansky
Siendo tiroteados en el coche, saliendo de Central Park

Oigo un ruido enorme, parecido al de cuando Theo embistió la furgoneta, tras un rápido vistazo veo que uno de los coches patrulla que nos seguían se ha estrellado contra un arbol y su cinductor ha salido por el parabrisas.
-¿Has sido tú, Joe? porque si mi disparo ha dado a algo era porque iba volando.-Ese mañdito bache ha hecho que mande mi disparo hacia las nubes.
-Sinceramente, no tengo ni idea...-contesta mientras comprueba el arma.-De todos modos, eran un polis infiltrados, o corruptos, o un asesinos de polis, no merecen vivir.-Luego se centra en el lugar donde rebotó la bala.-Esa bala te ha pasado cerca, ¿estás bien?
-Sí las he pasado peores, al menos no hay metralla...-todavía me acuerdo aquellas malditas maniobras en el desierto.-oye, ¿cómo te has metido en este embrollo?
-Tampoco tengo eso muy claro.-empieza despacio, recordando.-Lillith, la compañera de piso de Micaela, empezó a dar gritos por el rellano mientras dos matones la perseguían. Disparos, llegó Kenneth, más disparos, murió Lillith, casi me da otro infarto, me encontré a Micaela, que me llevó a donde Theo,disparos, disparos,disparos, otro infarto y, ahora, más disparos. Un contínuo dejá vù...-después de toda esta parrafada sin respirar no me extraña que le den esos ataques, luego toma aire y añade más tranquilo.-Bueno, y he perdido mi grupo, casi como tú.
-En realidad mi "grupo" se formó al entrar al parque, estaba llamando por la radio de un coche patrulla abandonado en la calle cuando aparecieron Kitano y el profe.
-Entonces tú debes ser a quién oí por la radio en casa de Theo, quien hizo que fuésemos a Central Park. Vaya...
-luego añade con ese tono de socarronería que le caracteriza.- Aunque usar la frecuencia de la policía sea un delito, lo pasaré por alto debido a las circunstancias.
-Para tomarte la ley tan al pie de la letra hoy estás haciendo muchas excepciones ¿no?
-Suelo hacer excepciones cuando me salvan el culo...-durante unos segundos se queda pensativo.-Podrían poner música.
-¿Podrían poner música?-pregunto asombrada. Durante unos momentos pienso que a Joe se le ha ido la cabeza definitivamente.
-¿No estás harta de tanto ruido de disparos? Podría sonar algo de Sinatra, para variar. Estaba viendo Casablanca antes de que todo esto estallara en mis narices...
-Bueno, quizá no podamos poner música.-le guiño un ojo y añado pícaramente-pero sí que podemos hacer que dejen de dispararnos, ¿a la de tres?
-¿A la de "tres" o a la de "ya"?-responde Joe, pero antes de que termine la pregunta digo -¡Tres! -y comienzo a disparar hacia el coche que tengo más cerca.
-¡Siempre me pasa lo mismo!- refunfuña Joe mientras se une a mi.
avatar
Darocal
140% Hombre Lobo!
140% Hombre Lobo!

Cantidad de envíos : 82
Edad : 39
Localización : Alcala de Henares, Madrid
Fecha de inscripción : 02/04/2008

Ver perfil de usuario http://alcalafoto.es.kz

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por DenbroughMcClane el Sáb Abr 26, 2008 9:14 am

Theo Howlett


Central Park, en el coche destrozado

De pronto, lo veo todo a cámara lenta, el primer árbol delante de mi, giro el volante hacia la izquierda, lo esquivo sin problemas, vuelvo a girar hacia la derecha, para seguir el camino hacia el metro, pero claro, esto no se reduce a un simple arbolillo, no, todo el parque esta plagado de arboles, y encima están los cadáveres, genial, toca lucirse al volante, venga, puedo hacerlo, tantas horas delante de la tele jugando a la consola con el puñetero volante tienen que servir para algo.

Mas arboles, muchos mas, y cadáveres en el suelo... vale, tengo que hacerlo, tengo que esquivar los arboles por lo menos, quiero respetar los cuerpos sin vida de estas pobres personas, pero si tengo que elegir entre acabar incrustado contra un árbol o aplastar un cuerpo para salvar la vida de Micaela, prefiero el cadáver, no puedo arriesgarme. Empiezo a esquivar arboles, derecha, izquierda, izquierda, adelante, derecha, acelero mas... un fallo y no lo contamos... Un árbol que no había visto, piso el freno junto con el acelerador, el coche derrapa rápidamente y apenas roza el guardabarros trasero con el susodicho árbol, vale, tengo que centrarme, me cuesta respirar por momentos, pero no importa, cuando salgamos de la zona mas boscosa todo sera mas fácil, podre "relajarme" y centrarme únicamente en llevar recto el dichoso coche hasta el metro...

El grandullón emite un quejido atrás, no debe de ir muy cómodo y los constantes giros y bandazos que va dando el coche lo deben de estar moviendo y haciendo que se retuerza... ahora si que disfruto teniendo que mover de esta forma el coche, pero me preocupa Micaela, aun no se en que estado se encuentra, y la verdad, no creo que toda esta tensión vaya a ayudarla mucho... tranquila, ya falta menos, pronto podremos descansar...

Antes de que me de tiempo a reaccionar, justo delante del coche hay un cadáver, no puedo esquivarlo, demasiado rápido y muy poca distancia, asique simplemente cierro los ojos, emito una disculpa hacia el difunto y piso el acelerador cuanto puedo... las ruedas retuercen sus piernas, su abdomen se incrusta contra la parte delantera del coche, y su cabeza... no debería haber mirado tan pronto... me aguanto las ganas de vomitar y sigo adelante, aun quedan un par de arboles por esquivar, el otro coche me sigue sin problemas, puedo oír disparos, se deben de estar divirtiendo, van destrozando los coches de policía que se les van acercando, siempre me pierdo la acción, aunque quien diga que esto no resulta "emocionante" esque tiene un serio problema en la cabeza...

De nuevo, mas arboles en zigzag, hago girar el coche bruscamente varias veces, acelero, cambio de marchas, freno, el coche derrapa, acelero de nuevo, aprieto los dientes, aprieto los dedos contra el volante, noto la sangre saliendo por mi herida, mi respiración entrecortada, el sudor frío que me recorre la espalda, y de pronto el sonido desaparece... solo esta la imagen, los arboles pasando fugazmente a mi lado, el coche temblando, la aguja de la velocidad volviéndose loca... joder, me siento vivo, estamos en una situación limite, pero no tengo miedo, solo me concentro en sacar el coche de aqui cuanto antes... y lo consigo...

Hemos pasado el tramo repleto de arboles, ya queda menos, un tramo mas, la boca de metro ya no parece tan lejana, hay un quiosco enmedio y un par de obstáculos mas, pero ya queda menos, vamos a conseguirlo Micaela, vamos a conseguirlo, no puedo reprimir una gigantesca carcajada, pero es tan rápida como el coche, vuelvo a poner toda mi atención en el camino, espero que Joe, Dana, la chica y el otro tío del coche estén bien, ya nos queda poco.
avatar
DenbroughMcClane
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 147
Edad : 30
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por nekroraptor el Dom Abr 27, 2008 4:34 pm



-zzzzzzzzzzzzzzz- me llevo la mano al bolsillo nervioso -zzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz-
es el movil, que tiene el vibrador puesto, es un número privado, será mi informador, nunca puedo ponerme en contacto con él a no ser que él quiera.

-dime!- trato de no hablar demasiado alto mientras aún corro detrás de la pareja que va en dirección al metro
-Bratt, ha ocurrido algo increible- le noto nervioso, debe ser algo realmente malo
-¿que ha pasado?- me apresuro a preguntar
-escucha, ¡el dinero que me habían dejado para pagarte, ha desaparecido! -
-¡desaparecido! el dinero no desaparece por si solo, ¿que ha ocurrido?-
- tengo el dinero por tu encargo de asesinato aqui, lo saqué de la cuenta bancaria que me dieron para pagar el trabajo, tenía fondos para toda la operacion y era libre de sacar el dinero que necesitara para pagar gastos, pero ahora veo que no hay mas, ni un solo dolar-

Esto no me gusta nada, ¿se han echado atrás los que me encargaron el trabajo? sea lo que sea que llevaba el bolso es tan importante como para que se monte este follón por él
-escucha- mi informador me devuelve a la realidad- te pagaré por el trabajo del asesinato, pero sin dinero para el trabajo del bolso no puedes seguir.
- ¡No! ¡escucha tu ahora! ¿quienes son los que andan detrás de esto? no hago mas que salir de un tiroteo para meterme en otro por ese bolso, ¿y ahora pretenden esfumarse como si no hubiera pasado nada? ¡dime quienes son!- esta vez si que estoy cabreado
-esta bien, aunque no se si quieres saberlo, quien encargó el asesinato fué el vicepresidente - vaya, eso si que no me lo esperaba- me dió acceso a las cuentas presidenciales para poder financiar la operación, le he llamado despues de ver que no había dinero, y me ha dicho que han limpiado las cuentas, alguien se ha llevado toda la pasta, esto te queda muy grande, así que lo mejor es que te olvides de todo, cojas el dinero y salgas del pais lo antes posible, te haré el ingreso en la cuenta de siempre.- click!
joder, ¿el vicepresidente encarga asesinar a una periodista? debe de haber algo muy pero que muy importante en lo que sea que lleva el tipo ese, y ahora mismo no estoy como para desentenderme de todo, no voy a poder cobrar por ello, pero... el mundo se va al carajo y parece que estoy corriendo detrás de la causa, ¡y quiero saber que es! debo seguirlos y averiguar a donde van.
avatar
nekroraptor
Administrador y Jefe Supremo
Administrador y Jefe Supremo

Cantidad de envíos : 130
Fecha de inscripción : 11/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Lun Abr 28, 2008 12:36 am

Joe Rockatansky


Dana Rodson


Coche de Kenneth, saliendo de Central Park

Cuando dejo de mirar el estropicio del coche patrulla encuentro los ojos curiosos de Dana, alternando la mirada entre el coche y yo mismo.
Dana: ¿Has sido tú, Joe? Porque si mi disparo ha dado a algo era porque iba volando.
Joe: Sinceramente, no tengo ni idea... - reviso la pistola, que no sea Joyce no quiere decir que no cumpla con su objetivo - De todos modos, eran un polis infiltrados, o corruptos, o un asesinos de polis, no merecen vivir. - cerca de su cabeza hay un trozo chamuscado de tapicería, donde ha dado la bala - Esa bala te ha pasado cerca, ¿estás bien?
Dana: Sí, las he pasado peores, al menos no hay metralla... Oye, ¿cómo te has metido en este embrollo?
Joe: Tampoco tengo eso muy claro. - ha llegado el momento de aclararme un poco la cabeza - Lillith, la compañera de piso de Micaela, empezó a dar gritos por el rellano mientras dos matones la perseguían. Disparos, llegó Kenneth, más disparos, murió Lillith, casi me da otro infarto, me encontré a Micaela, que me llevó a donde Theo,disparos, disparos,disparos, otro infarto y, ahora, más disparos. Un contínuo dejá vù... - ...creo que debo coger aire... - Bueno, y he perdido mi grupo, casi como tú.
Dana: En realidad mi "grupo" se formó al entrar al parque, estaba llamando por la radio de un coche patrulla abandonado en la calle cuando aparecieron Kitano y el profe.
Eso es viejo, ya lo haces por instinto: acaparar información. Supongo que la tal Kitano debe de ser la china de la espada...
Joe: Entonces tú debes ser a quién oí por la radio en casa de Theo, quien hizo que fuésemos a Central Park. Vaya... - esto cada vez se pone más interesante - Aunque usar la frecuencia de la policía sea un delito, lo pasaré por alto debido a las circunstancias.
Joder, es que me cae bien. Así como Theo me pareció un capullo (pero ahora ya lo trago), o la china, Kimono, Kitano, como sea, Dana me cae bien desde el primer momento. Está curtida, lo noto en mis huesos, mi viejo instinto de poli me indica que sabe cómo desenvolverse en toda esta mierda.
Dana: Para tomarte la ley tan al pie de la letra hoy estás haciendo muchas excepciones ¿no? - lo dice con ese tono jovial propio de los jóvenes, válgame la redundancia, aunque con conocimiento de causa.
Joe: Suelo hacer excepciones cuando me salvan el culo... - la patrulla D17 se acerca, y no hace falta que Kenneth diga nada, durante unos segundos, pierdo la mirada siguiendo el coche, hasta llegar a una extraña resolución - Podrían poner música.
Dana: ¿Podrían poner música? - a ella le extraña más que a mí, es un claro indicativo de que estoy perdiendo la cabeza, cosas de la edad...
Joe: ¿No estás harta de tanto ruido de disparos? Podría sonar algo de Sinatra, para variar. - el viejo canalla cantor, ya no hacen melodías como las suyas... - Estaba viendo Casablanca - tampoco se hacen muchas películas tan buenas como ésta - antes de que todo esto estallara en mis narices...
Dana: Bueno, quizá no podamos poner música. - me guiña un ojo con picardía, con su jovialidad innata - pero sí que podemos hacer que dejen de dispararnos, ¿a la de tres?
Joe: ¿A la de "tres" o a la de "ya"?
Parecerá una pregunta estúpida, pero hay diferencia bastante sustancial entre "un, dos, tres" y "un, dos, tres, ya". Ese par de segundos de diferencia entre una opción y otra puede significar que sigas de una pieza o que revientes en pedacitos. Si levantas el pie de una mina a la de "tres" y el artificiero espera que lo hagas a la de "ya" lo más seguro es que te tengan que separar con espátula de un puto avión. Es algo a tener en cu...
Dana: ¡Tres!
¡Joder! ¡No me ha dejado ni terminar la pregunta, y ya está disparando!
Joe: ¡Siempre me pasa lo mismo!
Una lluvia de balas bastante significativa hace saltar chapa y pintura de la patrulla D17. No puedo decir qué cojones pasa dentro del coche, más que nada porque los critales se han tintado por dentro de sangre, hueso y sesos. Quizá nos hemos cargado a uno, quizá a todos; sea como sea, la patrulla D17 es historia.
Siento una punzada detrás de mi nuca: es mi conciencia. Por una parte creo a Kenneth a pies juntillas, por otra, lo conozco de hace unas horas, ¿y si estoy matando polis honestos?
No, no puedo distraerme ahora con esas cosas. Son polis disparando contra otros polis (nosotros), algo raro pasa, y esa clase de dudas puede costar mi vida, la de Dana, la de Kenneth, la de Erin o la de todos juntos...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Lun Abr 28, 2008 12:50 am

Micaela Estévez


En el coche de Theo, saliendo de Central Park

El coche da bandazos a uno y otro lado, las lágrimas corren por mis mejillas y mi cuerpo se estremece, estoy histérica. Todo se está llendo a la mierda. ¿Por qué? ¿Por qué yo? ¿Por qué Lillith? ¿Qué coño está pasando en el mundo? Dios, casi ni me aguanto en el asiento, todo me da vueltas, ojalá pudiese despertarme ahora mismo. Daría un brazo, arruinando mi carrera de cirujana, por despertarme de ésta pesadilla, por poder ver a Lillith desayunando en la cocina una taza de café muy caliente y una tostada con mermelada, de naranja amarga, como a ella le gustaba. Y Theo... Oh, Theo... Te ha atravesado una bala, no puedo evitar pensar que fue culpa mía... Sé como estabas antes, y sé cómo puedes llegar a estar si no te cuido lo suficiente... Y... Y... Me quedaré sola...
En uno de los giros y bandazos, el gigantón gruñe molesto. Se le ha abierto una de las heridas de bala del costado.
¡Eso es! ¡Justo lo que necesito! Necesito una meta, un objetivo próximo, en el que centrarme, algo en lo que realmente pueda tener algo que ver, y olvidarme de todo lo demás.
Me inclino sobre el hombretón y empiezo a retirar las gasas improvisadas, a presionar la herida, me arranco la otra manga de la blusa para hacer un nuevo vendaje. Tengo que concentrarme, me tiembla el pulso, poco a poco me voy tranquilizando, he nacido para hacer ésto, hice un juramento, ahora tengo un propósito inmediato, una función que desempeñar...
Ya está, remediado. Lo he conseguido. No puedo volver a perder los nervios. Más de una vez he visto como un pariente desquiciado a llegado a joder la operación de un paciente, agravándolo, una vez hasta matándolo.
Me llevo las manos a la cara y trato de despejarme, me froto la nuca, y consigo tranquilizarme un poco.
Si al grandullón le ha pasado lo que le ha pasado por un bandazo, ¿cómo estará Theo? Hice lo mejor que pude con su herida, pero tuve muy poco tiempo. Quizá esté peor. No lo sé. Solo sé que si lo pierdo ahora me volveré loca. Necesito ser fuerte. También necesito saber cómo está...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Darocal el Lun Abr 28, 2008 3:14 pm



Dana Rodson & Joe Rockatansky
Pegando tiros como locos

¡BANG, BANG, BANG!

Efectúo tres disparos hacia el coche que se nos acerca a toda velocidad, intentando adaptarme al arma que me entrego Kitano. El primer disparo ha arrancado de cuajo el retrovisor derecho del vehículo, el segundo ha dado en el capó y el tercero ha dado en el centro del parabrisas, creando una bonita telaraña en un segundo.
Kitano ha cuidado muy bien esta pistola, y se nota. Está bien compensada y la mira está muy equilibrada. Tomo aire lentamente y contengo la respiración para efectuar el cuarto disparo.
¡BANG! ¡diana!
He visto como la bala creaba otra teleraña y como un chorro de sangre empañaba el parabrisas desde dentro. El conductor ha caido.
Veo como el coche pierde el control y empieza a escorarse hacia los árboles. No me quedo mirando a ver si se estrella, me hundo en el suelo del coche al escuchar más disparos provenientes del otro coche!
Justo a tiempo: al momento escucho el !TAC, TAC, TAC! de las balas impactando en la carrocería cerca de donde estaba hace unos momentos. ¡Mierrda! Parece que en el coche que queda hay un buen tirador.
-¡Bueno, Joe, vamos empatados!¿Quieres apostar a ver quién abate al último?
avatar
Darocal
140% Hombre Lobo!
140% Hombre Lobo!

Cantidad de envíos : 82
Edad : 39
Localización : Alcala de Henares, Madrid
Fecha de inscripción : 02/04/2008

Ver perfil de usuario http://alcalafoto.es.kz

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por DenbroughMcClane el Jue Mayo 08, 2008 12:41 pm

Theo Howlett

Micaela Estévez


En el coche destrozado, atravesando Central Park en dirección a la entrada del metro

Sigo conduciendo a toda velocidad, me duele el pecho una barbaridad, pero no me centro en el dolor, solo en el camino que lleva directo hasta la boca de metro, la linea 23, justo enfrente nuestro, unos obstáculos mas y podremos estar un poco mas tranquilos, porque, seamos realistas, por mucho que consigamos entrar en el metro, nuestros problemas no desaparecerán, el mundo no volverá a ser un lugar "maravilloso" donde poder estar viviendo tranquilamente, no, seguirá persiguiéndonos la poli, pero al menos tendremos una tregua, venga, tengo que continuar.

Oigo un ruido detrás, Micaela se esta moviendo, creo que esta tocando al grandullón, no se, el retrovisor debe de estar hecho un amasijo de hierro y cristal en alguna parte y yo no tengo tiempo para girar la cabeza, seria una distracción mortal a la velocidad que vamos, ella sabe que hacer, si se ha despertado y ha recobrado la compostura, todo ira bien

Micaela: Theo... Theo, cielo, ¿estás bien? ¿Cómo llevas la herida? ¿Te duele o... o... algo? - Vaya, acaba de recobrar la consciencia y lo primero que hace es preocuparse por los demás, esta chica es un regalo del cielo, que suerte tengo de estar con ella...

Theo: Estoy... bueno - la verdad esque estoy hecho una mierda, si no fuera por la gran cantidad de adrenalina que esta produciendo mi cuerpo, quizás me habría desmayado ya del dolor - para ser sincero, he tenido días mejores, pero no te preocupes - intento sonar convincente, giro levemente la cabeza y le lanzo una sonrisa picarona, rápidamente vuelvo la vista de nuevo al camino, y sigo esquivando arboles a gran velocidad, el quiosco se ve mas cerca aun que antes - La herida esta bien, hiciste un gran trabajo, creo que he debido abrírmela un poco... esta sangrando, pero no pasa nada, sobreviviré, si Joe con su edad aun esta en pie, creo que yo no debo ser menos - intento sonar chistoso, quitarle hierro a la situación, que se tranquilice, pero mi voz suena entrecortada por la dificultad para respirar, espero que no lo note...

Justo enfrente nuestro, esta el quiosco, rápidamente giro hacia la izquierda, y acto seguido pego un volantazo hacia la derecha, el coche se desliza en diagonal, pasamos a pocos centímetros del jodido puestecito, me encanta hacer estas locuras, no debería, pero hace que me suba mas la adrenalina, y eso me mantiene alerta y evita que la herida me de problemas, venga venga venga, un poco mas. Detras nuestro, oigo mas disparos y explosiones, seguro que los otros se lo están poniendo difícil a esos jodidos policias corruptos cabrones, me alegro, pero me siento un poco inútil, no llevo ningún arma ni nada... un momento, el grandullón... llevaba una ametralladora colgando de una cinta... no recuerdo que se la quitásemos en ningún momento... dios, que estúpidos que hemos sido, si se hubiese despertado o levantado... podría habernos destrozado... aunque eso aun estoy a tiempo de remediarlo, solo hay que quitársela, yo no puedo desde aquí, pero Micaela si, le pediré que la coja ella y me la de, así tendremos algo de armamento por si acaso, y así también podre meterle un tiro al mamonazo si intenta moverse de nuevo

Theo: Micaela, rápido, hazme un favor, mira a ver si nuestro "huésped" lleva aun encima su ametralladora - Oigo como Micky empieza a tocar la armadura, y mueve como buenamente puede el pesado cuerpo que se queja a cada movimiento que hago con el coche, de pronto Micaela emite un sonido, algo como "Aja", oigo un par de ruidos mas, y acto seguido, veo a mi lado el brazo de Micaela estirándose con la ametralladora en la mano, apenas la coge con un par de dedos, no me extraña, odia las armas, y mas cuando son responsables de dejar heridos a la gente que tiene que curar después, la agarro con una mano y la coloco sobre mi regazo - Muchas gracias, lo has hecho muy bien, ahora agárrate fuerte y agáchate, estamos apunto de llegar a la boca del metro, esto va a ser movidito, asique no te asomes para nada y no te preocupes, todo va a salir bien, alla vamos...

La boca de metro... parecía mas grande desde lejos... espero que no haya problema para meter el coche por en medio, aunque lo que mas me preocupa son las escaleras y los pilares metálicos de la entrada de pasajeros, un mal movimiento y acabaremos empotrados... Agarro el volante como si quisiese arrancarlo del salpicadero, me hundo todo lo que puedo contra el asiento y piso el acelerador hasta prácticamente encajarlo contra el suelo... el cambio de marchas ya no da para mas... el motor hecha humo... y de pronto...

Volamos... estamos volando... acabo de conseguir hacer volar a un coche...

Atravesamos el puesto de venta de tickets como un maldito misil, hemos salido volando literalmente al llegar a las escaleras, 187 jodidos km/h, el coche sencillamente se mueve por si mismo, yo lo único que estoy haciendo ahora mismo es ensuciar unos pantalones muy caros... tocamos el suelo, el "aterrizaje" es brutal, el coche salta varias veces, nos zarandeamos violentamente los que estamos dentro, Micaela grita aterrorizada, la mole sencillamente se retuerce y rebota del techo al asiento trasero, piso el freno como un histérico, ahora toca conseguir parar este montón de chatarra, hecho el freno de mano, piso el acelerador cuanto puedo y hago girar el volante, el coche empieza a girar varias veces, atravesando el interior de la estación del metro, y, milagrosamente, no chocamos contra nada, el coche se sigue deslizando unos metros hasta quedarse parado casi al final de la dichosa estación.

Intento relajarme un momento, respirar, me va el corazón a cien, nos hemos salvado, ahora solo toca esperar a los otros y... ¡joder! ¡los otros! Su coche esta a punto de entrar en la estación del metro también... dios, espero que a ellos también les crezcan las alas...
avatar
DenbroughMcClane
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 147
Edad : 30
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Lun Mayo 12, 2008 1:22 am

Joe Rockatansky


Dana Rodson


Coche patrulla de Erin, saliendo de Central Park, camino del metro, y viajamos sin billete

Apenas me he recuperado de la locura acaecida segundos antes cuando Dana ya empieza a bromear.
Dana: ¡Bueno, Joe, vamos empatados!¿Quieres apostar a ver quién abate al último?
El humor banaliza los problemas y mantiene la cabeza en su sitio...
Joe: Chica, no deberías meterte con gente como yo. – y yo, por supuesto, no puedo evitar seguirle el juego.
Dana: ¿Eso es que no te atreves a apostar? – y añade fingiendo un tono lagrimoso - Bueeeno, entonces me encargaré yo solita del último. – la verdad es que si sacasen una foto del puchero que acaba de dedicarme, seguramente se llevaría algún premio.
Joe: No, decía que no deberías meterte con los canadienses. – no puedo evitar sonreír.
Dana: ¿Canadiense? Eso explica tu sentido del humor. – sonríe, se lo está pasando en grande a pesar de todo, aunque mi orgullo canadiense está un poco herido... Qué demonios, sólo se vive una vez...
Joe: ¿A que eso no te atreverías a decírselo a Lobezno? – llegados éste punto, la risa es incontenible. Recuerdo a mi hijo Dave enseñándome sus cómics y diciendo “mira, papá, éste es canadiense, como tú... Pero seguro que tú le ganas” Entonces tenía diez años, y a día de hoy todavía le siguen gustando esas malditas historietas. Ahora no sé si me río por humor o por histeria. ¿Cómo deben de estar mis hijos?
Dana: Bueno, debeis ser más o menos de la misma edad así que... – ese comentario sí que me ha sacado de mis ensoñaciones. Una cosa es que te llamen canadiense, que lo soy, y otra que te llamen viejo, que también lo soy, pero no sienta bien.
Joe: Eso ya no te lo permito, jovencita, ¿acaso tus padres no te enseñaron modales? – y, sin embargo, aquí me encuentro, forzando en un intento cómico la voz para imitar el tópico de los ancianos. Algo no funciona bien en mi cabeza, pero me encanta...
Dana: ... – un silencio incómodo, los odio - Sí, mi padre... me enseño modales y me alistó en el ejército. – de manera que es una de esas “mujeres modernas” que montan una Kalashnikov en menos de treinta segundos - Allí aprendí más sobre el respeto a los galones. – se queda momentáneamente parada, como soñando despierta - pero creo que la situación requiere cierta camaradería, ¿no cree, señor? – y vuelta a las imitaciones, ésta vez toca un militar.
Jamás imaginé que, en una situación en la que polis infiltrados, corruptos o falsos quisiesen volarme la cabeza, me pondría a bromear en la parte trasera de un coche patrulla, seguramente robado. Pero, eh, lo que es de la poli, es de todos los polis.
Joe: El ejército sólo sirvió para echar a perder a Elvis – me río ante mi gran frase de señor mayor - Menos mal que me libré de Vietnam. - todavía hay personas que creen que me metí debajo de aquel camión aposta para que me partiese las piernas - Pero sí, tienes toda la razón, "cadete" – la mirada de ironía se me escapa sin querer - , dos cabezas piensan mejor que una, y dos pistolas abren más agujeros que una. – alzo a la pequeña Joyce, todavía humeante y tibia al tacto. Como una mujer de verdad.
Dana: Pues entonces más disparar y menos hablar... y es "Sargento", señor. – me sonríe, de todos modos, si se ganó ese puesto, hay que respetárselo. Debe de tenerlos bien puestos si ha llegado hasta sargento siendo mujer, con todo el machismo que queda en el mundo. Dios santo, hasta yo llego a ser machista muchas veces, o eso decía Holly, y Lucy, y la Señora Séller, y... Mejor dejarlo estar...
Joe: Lo que tú digas, chica... Perdón, "Sargenta"... – vuelvo a reírme.
Dana: ¿Otra vez a la de tres? – ella responde también con risas, no sé exactamente si porque le he hecho gracia o porque todavía se está riendo de mí a causa de la misma pregunta que me hizo antes.
Joe: ¡Espera, espera! ¿A la de "tres" o a la de "ya"? Créeme, es importante, al menos para mí. – joder, y tanto que lo es, como que puede ocurrir cualquier cosa si no se hace bien...
Dana: ¿Qué prefieres? – su sonrisa, amplia, mostrando todos los dientes, como si fuese un tiburón, debería de haberme avisado de que tenía alguna jugarreta preparada...
Joe: Por mí, que sea a la de "tres". Ya sabes, - marco cada paso con un movimiento de la cabeza, sólo para auto afirmarme en mi explicación - una, dos y tres.
¡BLAM! ¡BLAM! ¡BLAM!
Aquí está la jugarreta, justo cuando digo “tres” empieza a disparar. No se puede decir que no me haya hecho caso. Joder, me pregunto cuánto tiempo ha estado pensando en hacerme esto.
Joe: ¡Esto tiene que ser un chiste! – dos veces en menos de quince minutos, ahora sí que tengo el orgullo canadiense herido.
El aire se llena de humo y el olor a pólvora embota mi olfato, los casquillos vuelan a diestro y siniestro. Joder, éste coche nos está poniendo las cosas difíciles.
¡BLAM! Disparo casi sin pensar ¡BLAM! Sólo espero dar a mi objetivo ¡BLAM! Delante va Theo, dando bandazos como un loco, pero llevando las cosas a buen puerto ¡BLAM! Por aquí Erin también está haciendo un buen trab...
¡YAAAAAARGH! ¡Será hijo de puta! ¡Me ha volado un trozo de oreja! ¡Una puta bala me volado un trozo de arriba de la oreja izquierda! ¡Su puta madre, se va a cagar en cima! ¡Va a desear que su madre nunca abriese las piernas delante de su padre!
Salto sobre la ventanilla y disparo hasta que el cargador se acaba. Noto cómo la sangre palpita en mis sienes y, por un instante, un peligroso instante, se me nubla la visión.
El corazón me late desbocado, y eso es peligroso, sobretodo teniendo en cuenta cómo me ha ido el día.
Con un estruendo, oigo cómo el coche patrulla al que disparábamos se estampa Dios sabe dónde, que los jodan, y Erin sigue a rebufo de Theo. Cristo bendito, sólo espero poder respirar un poco antes de que todo vuelva a enloquecer, o mi corazón no podrá soportarlo.
¿¿¿Cuánto queda para llegar al puto metro???
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Lun Mayo 12, 2008 3:17 am


Kenneth y Erin. Huyendo de la policía en Central Park.

El coche prácticamente vuela sobre el suelo, Erin lleva el coche tan cerca del de Theo que el cesped que este levanta choca contra su parabrisas. Erin apenas oye que sucede detras, la puerta metálica de su -cada vez más destrozada- espalda parte en dos compartimentos el coche así que apenas oye nada que no sea el rugido del motor y trozos de tierra golpeando el cristal, los zurcos que dejan las ruedas de ambos coches al derrapar en el terreno para esquivar obstáculos son tan profundos que hacen saltar a los coches policías que les persiguen.

En un momento de calma relativa oye al viejo policía pedir que pongan música, "a la orden" piensa la chica. Enciende la rádio y suena U2, eso no puede ser malo. Cada uno de los disparos de la escopeta de Kenneth suena como una bomba atómica en sus timpanos mientras ve por el retrovisor como van dejando atras a las patrullas a base de plomo.

Kenneth solo dispara y dispara. Dos cartuchos por conductor y pasa al siguiente tras rociar de plomo sus capós y hacer saltar sus parabrisas ensangrentados, no sabe a cuantos de los conductores a matado él y cuantos sus compañeros, tampoco le importa. El dispara y dispara llenando de cartuchos el asiento del copiloto hasta que al disparar a la última de las patrullas su escopeta se encasquilla, aún así desde la parte de atrás se encargan de la misma. Cuando cesan los disparos oye maldecir a Joe y al momento nota una extraña sensación de ingravedad.
Sentado sobre la puerta y con la mitad del cuerpo fuera, nota como su estomago choca contra su cerebro cuando Erin, siguiendo a Theo, hace que el coche entre por las escaleras de metro volando por encima de los dos tramos de escaleras.

El tiempo se detiene y el coche parece quedarse flotando en el aire. En la radio suena una canción de U2; “Everybody having a good time Except you You were talking about the end of the world”. Otra sublime ironía de Dios.
Kenneth logra entrar en el habitáculo del coche en el momento justo que el coche “toma tierra” y cruza por el caseton –ya deshecho- del vendedor de billetes del metro como un rallo. Todo se llena de cristales rotos, trozos de chapa metáicos y chispas cuando el lateral del coche roza con uno de los pilones metálicos por los que hay que meter los billetes y este golpe hace que el coche se desequilibre y gire sobre si mismo varias veces. Cuando Erin pisa a fondo el freno y hecha el freno de mano en el interior del coche parece explotar una bomba fética con olor a caucho quemado. El coche da varios culetazos y al final se detiene chocando suavemente con el de Theo.

El metro está vacío, nisiquiera había vendedor en la taquilla (cosa cada vez más normal desde que todo la venta de billetes se informatizase) así que en todo el lugar se escuchan las últimas estrofas de la canción:

“In waves of regret, waves of joy
I reached out for the one I tried to destroy
You, you said you`d wait until the end of the world”


Erin sale del coche ágilmente por la ventanilla como si fuera un piloto saliendo de un avión estrellado, las puertas del lateral del conductor no parece que vayan a poder volver a abrirse jamás tras el golpe con el pilote.
Erin:“Creo que tenemos unos minutos para organizarnos un poco... Joder me tiemblan las piernas” Tras esto se aprieta las manos –también temblorosas- contra los pechos

Kenneth baja enfurecido forcejeando con su escopeta, intentando desencasquillarla.
Kenneth: “Podemos elegir el camino fácil e ir hacia la emisora, o retroceder por la linea de metro y juntarnos con los otros. Creedme no debisteis separaros, todo ser con armas de esta puta nueva york va a por nosotros... si no les encontramos ahora jamás volveremos a verlos. Allá donde vayamos nos van a hacer un cerco que hará que El Alamo pareciese un juego de niños. Hay que pensar, y pensar rápido”
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Darocal el Lun Mayo 12, 2008 4:49 am



Dana Rodson & Joe Rockatansky
Cogiendo el metro.

-¡Bueno, Joe, vamos empatados!¿Quieres apostar a ver quién abate al último?-Le pregunto emocionada. Joder, estoy empezando a disfrutar de esto.
-Chica, no deberías meterte con gente como yo.-contesta él con aire grave. Decido picarle un poco, a ver cómo reacciona.
¿Eso es que no te atreves a apostar?–en ese momento pongo mi cara de niña buena haciendo pucheros, como Kim Possible-Bueeeno, entonces me encargaré yo solita del último.
-No, decía que no deberías meterte con los canadienses.
-¿Canadiense? Eso explica tu sentido del humor.
–el mismo sentido del humor que lobezno, pero el de verdad, no ese descafeinado de Hugh Jackman.
[b]-¿A que eso no te atreverías a decírselo a Lobezno? –¡Ja! vaya con Joe, parece que los dos sintonicemos en la misma onda. No puedo evitar sonreir.
-Bueno, debeis ser más o menos de la misma edad así que... –continúo con el pique, no puedo evitarlo. Cuando me llevo tan bién con alguien tengo que jugar. Al instante Joe replica poniendo voz grave, como de anciano.
-Eso ya no te lo permito, jovencita, ¿acaso tus padres no te enseñaron modales?
Touché, has puesto el dedo en la llaga. Esta empata por cuando antes metí yo la pata con lo de su mujer. Mi padre... espero que esté bien, dondequiera que se encuentre ahora. Seguro que si de verdad se va todo a la mierda él estaré más seguro que yo.
-Sí, mi padre... me enseño modales y me alistó en el ejército.–fue su manera de tenerme vigilada mientras trabajaba.-Allí aprendí más sobre el respeto a los galones. – y me enseño aún más sobre las personas.- pero creo que la situación requiere cierta camaradería- y añado con retitín- ¿no cree, señor?
-El ejército sólo sirvió para echar a perder a Elvis. Menos mal que me libré de Vietnam. Pero sí, tienes toda la razón, "cadete" – ¿lo de cadete me lo ha dicho con recochineo?-dos cabezas piensan mejor que una, y dos pistolas abren más agujeros que una.
-Pues entonces más disparar y menos hablar... y es "Sargento", señor.
– Con lo que me costó llegar a ese puesto, que menos que usarlo. Aunque al final lo dejé en vistas de algo mejor, de evitar los tiroteos indiscriminados, y mira ahora... en fín.
-Lo que tú digas, chica... Perdón, "Sargenta"... – Lo dice añadiendo esa sonrisa tan reconfortante. De joven debía volver locas a todas las chicas.
Oigo más disparos y decido que ya se nos ha acabado el recreo.
¿Otra vez a la de tres? –le pregunto riendo de cómo se la jugué antes.
-¡Espera, espera! ¿A la de "tres" o a la de "ya"? Créeme, es importante, al menos para mí.
-¿Qué prefieres?- amplio mi sonrisa al máximo, como un depredador que ha descubierto que su presa va voluntariamente hacia sus fauces.
Por mí, que sea a la de "tres".-Joe está muy serio mientras lo explica, cuando empieza a contar casi no me aguanto la risa.- Ya sabes, una, dos y tres.
¡BLAM! ¡BLAM! ¡BLAM!

En el mismo instante en que empezaba a pronunciar "tres" rio ocmo una loca y comienzo a acribillar al coche patrulla que se aproxima.
Oigo como Joe refunfuña y se pone a disparar junto a mí, de pronto comienza a gritar como un loco y vacía el cargador en segundos. Justo cuando me vuelvo para preguntar qué pasa el estómago me da un bote.
Luego soy yo la que da botes. Estamos bajando al metro por las escalera, pero sin tocarlas. Cuando el coche impacta en el suelo oigo el ruido de la chapa rozando con la pared, los cristales destrozados de las ventanas caen sobre mí y el coche empieza a girar como una atracción de feria. Si tuviese algo en el estómago lo echaría, ¿eso que escucho es música? Dios, definitivamente me estoy volviendo loca.
De pronto el coche se detiene en seco y mientras me incorporo veo a nuestra experta conductora salir al andén. Al andén vacío ¿dónde está la gente?
Antes de que pueda fijarme en nada más veo que habla con el poli amigo de Joe.
-Creo que tenemos unos minutos para organizarnos un poco... Joder me tiemblan las piernas- veo que se lleva las manos al pecho, debe latirle el corazón a cien por hora, como a todos. Con la diferencia de que dudo que esta chica se halla visto alguna vez envuelta en un tiroteo semejante.
Veo al poli bajar manejando la escopeta, debe tener algún problema menor. Mira hacia los dos lados de la vía, preocupado.
-Podemos elegir el camino fácil e ir hacia la emisora, o retroceder por la linea de metro y juntarnos con los otros. Creedme no debisteis separaros, todo ser con armas de esta puta nueva york va a por nosotros... si no les encontramos ahora jamás volveremos a verlos. Allá donde vayamos nos van a hacer un cerco que hará que El Alamo pareciese un juego de niños. Hay que pensar, y pensar rápido.

Tiene razón, nos sigue un montón de gente armada, nuestras armas y municiones son limitadas, todavía tenemos al grandullón inconsciente y no tenemos ni idea de adonde han ido Kitano y el profe. Salgo medio a rastras del coche, parece que sólo tengo un par de contusiones, nada serio.
-Primero hay que ver cómo estamos todos, si hay heridos graves y qué hacemos con el gigantón. No sabemos dónde pueden estar los otros así que propongo que vayamos a la emisora, es donde hemos quedado. Si los coches aguantan, deberíamos seguir por las vías con ellos.
avatar
Darocal
140% Hombre Lobo!
140% Hombre Lobo!

Cantidad de envíos : 82
Edad : 39
Localización : Alcala de Henares, Madrid
Fecha de inscripción : 02/04/2008

Ver perfil de usuario http://alcalafoto.es.kz

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Jue Mayo 15, 2008 9:17 am


Kenneth y Erin. Huyendo de la policía en Central Park.

Dana-Primero hay que ver cómo estamos todos, si hay heridos graves y qué hacemos con el gigantón. No sabemos dónde pueden estar los otros así que propongo que vayamos a la emisora, es donde hemos quedado. Si los coches aguantan, deberíamos seguir por las vías con ellos.

Erin-Opino igual, ademas en el caso de que mi padre haya movido algun hilo, la unica línea libre de trafico será la que nos lleva directamente hacia la emisora. Hemos salido de milagro de ese tiroteo contra unas 6 o 7 patrullas ¿que haremos si nos cruzamos con un peloton de furgonetas antidisturbios a revosar de agentes del SWAT? Nisiquiera descarto a este nivel helicopteros con francotiradores...

Agente Kenneth-Hey a mi me da igual si quereis dejarles morir, no les conozco de nada, además Micaella esta aqui y supongo que ella debe de tener la informacion tan importante por la que toda la ciudad nos busca ¿no es así?
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Jue Mayo 15, 2008 11:07 am

Joe Rockatansky


Micaela Estévez

En el metro

Joder, ha sido una buena carrera, me duele el pecho a rabiar. Por aquí discuten si irnos o recoger a los rezagados. Me cago en la puta, es una decisión difícil.
Para garantizar la seguridad de la cinta deberíamos volver, aunque a mí, personalmente, la cinta empieza a importarme un huevo. Me preocupa más la china, es una testigo ocular y ayudante que debo presentar en el juicio contra el Grandullón Desconocido.
Por otro lado, si ya me han volado media oreja con sólo tres coches patrulla, no quiero ni imaginarme lo que me puede pasar ahora que sólo tengo un cargador y estoy cansado contra todas las putas fuerzas automovilísticas de la policía. ¿Cómo puede haberse podrido todo el cuerpo en tan poco tiempo?
Joe: Lo primero es lo primero - me dirijo a todo el mundo - Pasemos lista, que cada cual diga nombre y estado. Yo, Joe Rockatansky, jodido. El agente Kenneth, la sargento Dana y Erin... ¿Tú eres Erin, verdad? - asiente - están en buen estado, mejor que el mío. ¿Y vosotros?
Saco de nuevo el frasco de las pastillas, está a punto de darme otro ataque y quiero que me pille prevenido.
De entre la multitud surge Micaela, con la blusa rota y pegada al cuerpo por el sudor, el cabello enmarañado y una nota de furia en la mirada. Está más guapa que nunca.
Micaela: Micaela Estévez - me mira directamente mientras avanza con paso decidido -, a punto de tener un esguince en el pie de la patada en el culo que te voy a dar.
¡Me cago en Dios! De un manotazo, me arranca el frasco de la mano, y con un aspaviento tira la pastilla que ya había sacado al suelo. ¿Pero qué coño le pasa? ¿Se ha vuelto loca?
Micaela: ¿Estás loco, Joe? ¿Es eso? ¿Te has vuelto completamente majareta? - me regaña como una madre recriminando alguna mala acción a su hijo - ¡Apenas hace una hora que te has tomado una pastilla! ¿O es que se te ha olvidado el "pequeño incidente" de Central Park? ¡Joder, Joe, si te tomas otra ahora vas a reventar!
Realmente no tengo palabras. En mi mente se cruzan imágenes de Lucy y de Holly al mismo tiempo. Hacía tiempo que inguna mujer me regañaba así, y era porque ninguna de ellas estaba cerca de mí. Me doy cuenta, con una punzada de melancólico dolor, lo mucho que ellas se preocuparon por mí, lo mucho que les hice sufrir por desempeñar la labor de agente de la ley, y me doy cuenta de lo mucho que Micaela se preocupa por mí, ya sea por el código moral de los médicos o porque ésta chiquilla de vitalidad emergente me ha cogido cariño.
La miro a los ojos y, tragándome las lágrimas, no puedo sino abrazarla.
Joe: Tienes... Joder, tienes toda la razón del mundo... Yo... Lo siento, Micaela ¿vale? Lo siento... - la separo de mí, ella también tiene los ojos enrojecidos - Me recuerdas tanto a mi hija Lucy...
Micaela: Ojalá hubiese tenido un padre como tú...
Sus preciosos ojazos azules se clavan en mí, entran bien profundo en mi alma. Que me aspen, pienso proteger a toda costa a ésta chiquilla, no importa si muero. Sé que si me pasa algo encontrará a mi familia y cuidará de ellos. Quizá... Quizá incluso deje a Theo...
¡Joder! ¿¡Pero en qué estás pensando, viejo verde!? ¡¡¡Mierda!!! ¡¡¡Theo!!! ¡Una bala le atravesó!
Joe: ¡Theo! - zarandeo sin querer a Micaela - Micky, Micaela, ¿cómo está Theo? ¿Se ha hecho daño en el coche? ¿Está bien?
Ese bastardo a recibido una bala por mí, y eso es algo que cualquier buen poli sabe reconocer como hazaña de héroe y agradece de todo corazón. Además, hay un cierto sentimiento de deuda con él, prácticamente le arrastré a mi lado en mi afán por querer hacer las cosas bien pero a solas. Le debo, como mínimo, mi preocupación.
Micaela: Theo está bien. Es un hombre fuerte. Además, no pienso dejar que se me muera ahora, tiene que protegerme, a fin de cuentas, soy la médico de ésta zona, ¿quién os remendaría si no estuviese yo?
Mujer, pues Dana, siendo Sargento, algo debe de saber... Pero no pienso quitarte ni el mérito ni el reconocimiento, si eso te hace sentir mejor, Micky, lo dejaré estar. Te lo mereces.
Aunque halla sido en mi cabeza, ésa a sido la segund avez que he llamado a Micaela por el mote cursi y hortera que su novio le puso. ¿Qué cojones me está pasando? No puedo creer que me esté amariconando en medio de ésta situación... Ah, Joe... ¿Qué diría Holly si te oyese decir esas palabrotas? Seguramente algo como "los homosexuales son gente normal y corriente, retrógrado gruñón", y tendría toda la razón del mundo. Pero no dejo de ser un viejo, Holly, y como viejo, todavía hay cosas que me cuesta aceptar. Además, ya no te tengo a mi lado para que me ayudes a adaptarme a los nuevos y locos tiempos...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Jue Mayo 15, 2008 12:00 pm

[/quote]
MOLE.¿Donde?.

Abro los ojos y veo un techo metálico, luces de tubos fluorescentes entran a través de una ventana rota, me muevo sobre la cama y oigo el crujir de cristales bajo mí...

¿Donde estoy? Me noto pesado, muy pesado, muevo los brazos hacia los lados y estos tocan una especie de butaca, otra... esta claro que estoy en un coche, la pregunta es como e llegado aqui...
No puedo girar el cuello, ya que me duele mucho, me toco y al llevarme la mano a los ojos veo el guante ensangrentado.
Afuera gente habla, pero el coche atenúa los sonidos y no son que susurros inenteligibles. Un momento...¿por que llevo esa especie de armadura?
No joder.
No joder...

...no.

Lo e vuelto a hacer.

Noto que me lloran los ojos, intento secarmelos y mi guante choca contra algo metálico. Recuerdo la última vez que desperté así.

Nos dieron estas "armaduras", lanzallamas y munición para detener una invasion alienígena y nos metieron en los tuneles del Vietcong, yo apenas tenia 15 años aunque aparentaba los 18 por mi altura, pero el futuro para un negro era el ejercito asi que me meti de lleno. En el ejercito y en aquel tunel. Cuando me desperté estaba enterrado en carne derretida y las paredes estaban pintadas con tripas... y solo habia un superviviente que pudiera haber hecho todo aquello: Yo.

Vi la "llamada de Dios" en aquella cueva. Y por lo que veo creo que aquello se a repetido... ¿porque?
Busco en mis bolsillos y no está la medicación, supongo que el haber perdido sangre hace que mi cerebro funcione sensiblemente diferente...¿cuanto tardará en volver el monstruo que llevo dentro?

De una patada arranco la puerta metálica y salgo del coche, todos me miran con expresiones que van desde el miedo al odio pasando por el asco. Y lo peor es que seguro que me las merezco.
En un acto instintivo y al ver a un policía me llevo las manos detrás de la cabeza.
Mi voz sale cavernosa a través de la máscara:

"Que... ¿he hecho?"

Luego noto unas punzadas en la nuca...creo que la "llamada de Dios vuelve"

"No tendreis un poco de Abilify, Zyprexa...? "
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Carcayú el Jue Mayo 15, 2008 12:34 pm

Joe Rockatansky


Micaela Estévez


En el metro

Todavía no he dado un paso hacia el coche para ver a Theo cuando una enorme bota atraviesa la puerta trasera del mismo. ¡Jesús, María y José! ¡El Grandullón Desconocido se ha despertado!
Por puro instinto levanto el arma y lo encañono, forzándome a mí mismo a respirar con regularidad para no exaltarme demasiado. Mantengo en todo momento el cañón apuntando a su cuello, ese pequeño gran punto flaco que casi le cuesta la vida.
Sin embargo, su reacción me sorprende: se lleva las manos detrás de la cabeza...
Grandullón Desconocido: ¿Qué... he hecho? - agita la cabeza para despejarse, o algo por el estilo - ¿No tendréis un poco de Abilify, Zyprexa...?
Antes siquiera de que termine de entender el significado de sus palabras, que, obviamente, significan mucho más de lo que aparentan, Micaela corre a su lado con mis pastillas en la mano. Puedo ver dónde han ido a parar las mangas de su blusa: son vendas improvisadas para las heridas del Grandullón.
Joe: ¡De rodillas! - Joder, no pienso dejar que ésto se vuelva a salir de madre - Micaela, ten cuidado, por el amor del... ¡Eh, tú, he dicho que de rodillas!
Con un sonido chirriante se hinca pesadamente de rodillas, quedando su cara a la misma altura que la de Micaela. Claro que la chica está de pie...
Con movimientos seguros, Micaela retira la máscara del Grandullón, revelando los rasgos de un afroamericano fornido, con ese punto bonachón que tienen todos los psicópatas y majaderos antes de destriparte. No me hace ninguna puta gracia que Micaela esté tan cerca de él. Abre el frasco y le mete dos de mis pastillas en la boca, que traga con rapidez.
Joe: Micaela, no me jodas, ¿qué coño haces? ¿Tienes idea de lo que valen esas pastillas?
Micaela: ¡Cállate, Joe, por favor! - se encara contra mí, sin dejar de tocar el hombro del hombretón - ¿Acaso no has oído lo que ha pedido? El Zyprexa Velotab se utiliza para tratar enfermedades con síntomas tales como oír, ver o sentir cosas irreales, creencias erróneas, suspicacia inusual, y tendencia al retraimiento. Los sujetos que necesitan ésta medicación también son propensos a sentir euforia y poca o ninguna necesidad de dormir.
Tus pastillas son un compuesto químico derivado de los opiáceos creadas para ejercer un efecto narcotizante sobre tí cuando tu corazón se acelera demasiado, consiguiendo que vuelvas a tener un pulso regular porque, prácticamente, te duerme a base de drogas duras.
A largo plazo no servirá, pero, por el momento, podemos sustituir su medicación por una dosis doble de tus medicamentos para, simplemente, mantenerlo calmado y, con suerte, dormido. Mientras se encuentre en éste estado será prácticamente consciente y dominador de sus capacidades mentales, no así como las físicas, evidentemente.

Así por encima he entendido entre una puta mierda y nada. Que haya pasado media vida en hospitales no significa que conozca su jerga. Creo que mi cara deja translucirlo lo suficiente, porque Micaela pone los ojos en blanco y empieza a contar la versión para tontos.
Micaela: Éste hombre sufre fuertes alucinaciones, puede que sea un caso grave de esquizofrenia debido a los medicamentos que dice necesitar. ¡Es como si tuviese una doble personalidad! Lo que necesitamos es tenerlo calmado, un punto más allá de sedado pero sin dejar que se duerma. Sólo así podremos garantizar que no recaerá y podrá hablarnos como una persona perfectamente sana. Eso sí, apenas podrá moverse, de modo que será una carga...
Joder... De manera que sí que es un chiflado... Pero no un chiflado cualquiera, un chiflado de los de verdad, de esos a los que la cabeza no les funciona bien en serio... ¡Mierda, podría alegar enajenación mental y librarse de todo! A veces odio el sistema jurídico, por muy chiflado que estés sigues siendo responsable de tus actos, de una manero o de otra...
avatar
Carcayú
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 318
Edad : 28
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 18/03/2008

Ver perfil de usuario http://memoriasdeunzombie.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por DenbroughMcClane el Jue Mayo 15, 2008 3:50 pm

Theo Howlett

En el interior del metro, aun dentro del coche

Apenas un segundo despues de pensar en como conseguiran pasar los otros, su coche entra volando tambien, cae, golpea un pilar y se para justo a nuestro lado, golpeando la puerta suavemente, justo la mia, asique obviamente me he hundido todavia mas en el asiento al ver como se acercaba hacia mi, pero me relajo al ver que apenas nos da un toquecito. De pronto, oigo una melodia saliendo de su coche...


“In waves of regret, waves of joy
I reached out for the one I tried to destroy
You, you said you`d wait until the end of the world”

Se podria decir que es perfecto para este momento...

Buf... el pecho... me pesa, me cuesta respirar, ahora que la adrenalina ha bajado y que no estoy tan en tension... noto como me duele mas y como me cuesta respirar... putos pulmones, funcionad como debeis, es solo un tiro...

La gente empieza a salir del otro coche, y comienzan a hablar, Micaela tambien sale de nuestro coche, me encantaria salir yo tambien, pero lo mas seguro es que me desplomase o que notasen como me estoy agarrando el pecho como un poseso... mierda, tengo que aguantar un poco, tranquilizarme, tengo que sobreponerme al dolor, no es para tanto, pero las bocanadas son como tragar fuego... ¡argh! Ya podria haberme acertado en un hombro o algo asi... ¡Blurgh! Ptu! Escupo hacia el salpicadero un buen cumulo de sangre, genial, creo que me he forzado demasiado, algo de sangre a debido filtrarse al pulmon, vale, no es grave, puedo superarlo, no voy a morirme por esto, pero joder, como escuece... cuando pille al grandullon... un momento...

Noto como algo mueve el asiento, un par de gruñidos, quejidos, sonido de movimiento, justo detras mio, el grandullon se mueve, joder, tengo que... ¡PLAM! Joder, el muy cabron acaba de arrancar la jodida puerta, mierda, va a por los otros, vale, tranquilo, a mi no me ha visto, se mueve lentamente, muy pesado, esta herido, yo tengo su arma, eso es, su arma. Cojo la ametralladora, la coloco sobre mi regazo, la miro un segundo, saco el cargador, miro cuantas balas quedan, genial, mas de la mitad, el tio disparaba sabiendo lo que hacia, lo vuelvo a colocar, preparo el arma para poder disparar, no me gustan estos trastos, pero eso no quiere decir que no sepa como usar uno de estos, siempre hay que estar preparado.

Oigo a Joe gritar, Micaela se acerca al grandullon, mierda, no puedo disparar sin arriesgarme a herirla a ella tambien, tengo que esperar, Joe le apunta, tranquilo viejo, no pierdas los nervios, eres un buen tirador, asique esperate al mejor momento... El grandullon se pone de rodillas en el suelo, es enorme incluso asi, Micaela le quita el casco y veo que es un hombre afroamericano, genial, ahora si que tenemos un buen blanco... creo que acabo de hacer un chiste malo... no lo se, me cuesta respirar y creo que no me llega suficiente oxigeno al cerebro... Micaela le esta dando unas pastillas, Joe parece a punto de apretar el gatillo... De pronto, vuelvo a perder el sonido, me quedo sordo de nuevo, menudo momento, veo a Micaela gesticular y parece que esta explicando algo, el grandullon parece que esta bien tranquilo, genial, es el momento de aprovechar la ocasion.

Abro la puerta del coche y salgo medio agachado, llevo el arma preparada, aun no le he quitado el seguro, no quiero disparar por error y darle a Micaela, camino rapidamente hacia ellos, obviamente me cuesta respirar pero estar en tension hace que me suba la adrenalina, eso es bueno, aprovechando que Micaela esta aun gesticulando y creo que tambien gritando, me acerco al grandullon por detras, quito el seguro, y entonces, con la mano derecha le agarro fuertemente desde atras, lo arrastro con todas mis fuerzas hacia un lado y lo tumbo laterlamente, a la vez que le encañono con el arma con mi brazo izquierdo, tengo el dedo en el gatillo... no voy a dispararle, al menos de momento, es hora de que este hijo de puta y yo tengamos una pequeña charla... si recupero el oido claro...
avatar
DenbroughMcClane
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 147
Edad : 30
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Vie Mayo 16, 2008 3:10 am


Jefe de la Confederáción Policial. Estadio de los Raptors. En la improvisada base central de la policía.

Es dificil de explicar lo que uno siente cuando tiene entre sus brazos por primera vez a su hija. Sabes que esa pequeña depende al 100% de ti, que lo eres todo para ella, de la misma manera que desde ese mismo momento, ella lo es todo para ti.
Le cambias los pañales, le das las sopas y consigue que por primera vez tengas miedo, sí miedo, auténtico pánico, de que algún cabron te mate en una guardia y no vuelvas a verla nunca. Algo que nisiquiera sentías cuando estabas casado.

Es curioso la forma que tiene la vida de decirte que te equivocas. Las primeras discusiones con mi mujer fueron porque ella no quería abortar y yo no estaba preparado para ser padre. Si algo tenia claro tras tantos años pateando las calles era que no quería condenar a ningun bebe a vivir en este mundo decadente y lleno de mierda.
Dicen que matar un matrimonio es algo que se hace poco a poco, yo lo hice en solo tres dias y sellé dicha muerte con un portazo. Dejé el papeleo del divorcio para más adelante y me meti en mi propio mundo de exámenes y ascensos, era una buena manera de no pensar en nada.

Y tras un tiempo te llaman, te dicen que tu mujer (porque legalmente aun lo es) a muerto dando a luz a una niña. Tú hija, esa por la que dejaste a tu mujer, la cual murió sola porque se casó con un capullo.

Y te la llevas a casa porque se supone que es lo que tienes que hacer, la dejas llorando en el sofá mientras te emborrachas y piensas que cojones vas a hacer con la niña y con tu conciencia. Y la niña llora y llora y no hay libros que te digan que hacer, o que no hacer.
Solo se te ocurre abrazarla porque no crees que le guste la cerbeza, y cuando la abrazas todo se enciende, es como si alguien diera un "contacto" en tu alma y la hiciera evolucionar a algo mejor.
Ella deja de llorar y sabes que lucharas por ella toda la vida...

Y eso me sitúa, dos decadas más tarde, en la elección más dificil de mi vida.
Stevenson, mi hombre de confianza entra en el pequeño habitáculo que cae exactamente en la canasta de los Raptors, que es ahora un mero poste del que cuelgan innumerables paneles con fotos, nombres y datos. Stevenson tiene un movil con el número de "Trafico y Direccion del Metro de NY" marcado, solo hay que llamar y poner a salvo a mi hija. Solo hay que llamar y permitir una filtración de seguridad que acabará con la histeria colectiva y un brote de suicidios que se extenderá como el fuego en un invernadero. "¿Va a llamar, va a darles via libre?" Pregunta Stevenson, y no lo hace de manera acusadora. También tiene una hija.

Elegir entre lo que debo hacer y lo que quiero hacer.
Elegir entre lo que pienso y lo que siento.
Elegir entre matar un pais o matar a mi hija.

Cojo el movil, las manos me tiemblan bajo el peso del mismo; el peso de millones de vidas anónimas, el peso de Una vida que tiene mi apellido y mis ojos.

Dejo pulsado el botón hasta que la pantalla, junto con el movil, y la vida de mi hija se funden en negro y se apagan.

"No,Stev, no lo haré"
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por DenbroughMcClane el Vie Mayo 16, 2008 7:58 am

Theo Howlett

En el interior del metro

Me palpitan los oidos, noto cada latido, pero nada, ni un puto sonido... Genial, yo aqui, apuntando a este giganton, con un par de preguntas que quiero que me responda antes de meterle medio cargador en su jodido y enorme craneo de psicopata, y estoy completamente sordo... tiene que ser una ironia del destino, quizas es la forma que tiene Dios de decirme que no deberia estar apuntandole, pero claro, nunca he sido creyente, o al menos desde que "desperte", no se si antes seria monaguillo... en fin, podria esperar a ver si oigo algo mas que un pitido incoherente y mis propios latidos, pero no hay tiempo, asique ire haciendo las preguntas todas seguidas, que las conteste, si no veo que mueve la boca de forma coherente, aprieto el gatillo y una preocupacion menos, si habla, solo tengo que preguntarle a Joe luego lo que ha dicho...

Theo: ¡¿QUIEN COJONES ERES Y POR QUE HAS EMPEZADO A DISPARAR CONTRA LA GENTE DEL PARQUE?! - No se si estoy usando un tono de voz muy alto o muy bajo, espero que me esten oyendo - ¿Por que LLEVAS ESA jodida armadura? ¿QUIEN te envia, EH? ¡¡¿DE DONDE has SACADO todo ese armamento?!! - Los demas me miran con cara rara... debo de estar gritando como un gilipollas, vale, tengo que regular mejor el tono de voz - ¿Tienes algo que ver con la policia o con esa maldita cinta que tanto persiguen? Vamos, ¡¡¡contesta de una puta vez o te juro que te metere tantas balas dentro del cuerpo que podras cagar figuritas de plomo!!!

El tio me mira, pero nose si me habra entendido, perece colocado... ¿cuantas pastillas le ha dado Micaela? Venga, venga, no tenemos tiempo que perder, empieza a hablar o calla para siempre, no pienso esperar a que... ¡ey! de pronto, como si estuviese preparado para el momento justo, el sonido vuelve, todos y cada uno de los pequeños sonidos que hay a mi alrededor, puedo volver a oirlos y... mierda, creo que Micaela viene hacia mi, solo ella resopla de esa manera, ay ay ay!!!
avatar
DenbroughMcClane
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 147
Edad : 30
Localización : Valencia
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por ElUltimoEnMorir el Vie Mayo 16, 2008 8:41 am


MOLE. EN EL METRO

Tras poner las manos tras los brazos al ver el policía un tipo mayor al que le falta un trozo de oreja me dice que me arrodille. Actúa también como un policía, sea o no lo sea lleva un arma y casi por instinto me arrodillo. Una joven se acerca a mi, temblorosa y me da unas pastillas que hacen que las punzadas de detras de la nuca desaparezcan. Si algo está claro es que son buena gente, asustada, pero buena gente. Al momento alguien grita a mi espalda y siento -pese a no notar ningún metal- que me están encañonando. Solo alguien armado da un enfasis semejante en sus palabras, y no me refiero al gritar, eso lo hacen los nervios.

Desconocido: ¡¿QUIEN COJONES ERES Y POR QUE HAS EMPEZADO A DISPARAR CONTRA LA GENTE DEL PARQUE?! - ¿Por que LLEVAS ESA jodida armadura? ¿QUIEN te envia, EH? ¡¡¿DE DONDE has SACADO todo ese armamento?!! - ¿Tienes algo que ver con la policia o con esa maldita cinta que tanto persiguen? Vamos, ¡¡¡contesta de una puta vez o te juro que te metere tantas balas dentro del cuerpo que podras cagar figuritas de plomo!!!.

¿Disparar a gente?...

Giro mi torso sin levantarme ni separar los brazos de mi nuca hasta mirarle cara a cara. Tiene una fea herida de bala de un calibre que conozco demasiado bien, perteneciente a la ametralladora con la que me está apuntando, "mi" ametralladora. Un arma que juré no volver a usar. Si tiene una herida de mi arma y me mira así entiendo todo ese odio.
He vuelto a hacerlo...

Mole: Antes de alistarme con 15 años en el VietNam, en el último de los reemplazos que se enviaron allí, me llamaba Duncan. Aunque todos me llamaban Mole.
Tras meterme en un tunel en el que dejé mi infancia, mi inocencia, una tonelada de munición y un montón de carne picada me dieron una medalla y todo el equipo, era un héroe así que me dieron todo aquello para que lo pusiera en una bonita vitrina y lo enseñara en el futuro a mis hijos. No se nada de ninguna cinta...yo, solo estaba en casa mirando la tele y recuerdo mirar la hora y pensar... y pensar que aún faltaban varias horas para la medicación... Recuerdo, al menos concientemente ver de noche el mismo reloj, con la misma hora y pensar "tenía que pararse ahora"...
Luego me he despertado en este coche, con esta mierda puesta encima y... y...he...¿he matado a mu-cha gente?
avatar
ElUltimoEnMorir
150% Zombie!
150% Zombie!

Cantidad de envíos : 276
Fecha de inscripción : 28/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL SEGUNDO SOL. (UZ1)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 5 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 :: Otros :: Otros :: Partidas de Rol

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.